skip to content »

music-plugin.ru

Tunicas mujer online dating

Hablamos de novelas eróticas en nuestra literatura latinoamericana cuando nos referimos a libros cuyo centro son las insuaciones y placeres de la sexualidad. No nos referimos a aquellas obras en las cuales la sexualidad y sus dones aparece, estas son todas, ello es imposible que no sea así, que esta no esté presente, porque la sexualidad es el motor de la vida humana.

En este sentido es una novela sobre la politica de la” sexualidad.Y al hombre dijo: Por cuanto obedeciste a la voz de tu mujer, y comiste del árbol de que te mandé diciendo: No comerás de él; maldita será la tierra por tu causa; con dolor comerás de ella todos los días de tu vida.Después que partieron ellos, he aquí un ángel del Señor apareció en sueños a José y dijo: Levántate y toma al niño y a su madre, y huye a Egipto, y permanece allá hasta que yo te diga; porque acontecerá que Herodes buscará al niño para matarlo.Es por ello que a todo lo largo de ,” suponer que la esposa de un oficial pueda cometer una infidelidad era para el régimen un contrasentido. De allí la interrogante que surje, ¿quién puede fijar los límites de las íntimas necesidades de una persona, de los vuelos de su fantasía, de sus ensoñaciones sexuales. Y el agente de la Seguridad del Estado le dice a Nuria: “Mañana, Sherezada, a esta misma hora, el coronel Arturo Gómez tendrá en sus manos una copia de estas cartas, de numerosas fotos, y de una detallada descripción de lo ocurrido en Roma entre usted y el profesor Valerio Martinelli”(p.54).LA ENTRAÑA Al detenernos en las páginas de vamos encontrado los pasajes que forman su esencia. Nuria, como todos los cubanos que viven en la isla, son “personas agobiadas por graves malestares producidos por la incogruencia entre las convicciones íntimas y la ideología oficlal…la disonancia entre el yo y la realidad, entre su ser esencial y el discurso que debía suscribir”(p.120).Y es una novela de la política de la sexualidad por haber sido siempre los comunistas y sus regímenes represores de la sexualidad.

En la URSS un oficial cubano fue expulsado “precipitadamente, en el momento en que la KGB lo filmó haciéndole el amor a una hermosa ucraniana”(p.19).

Entonces, ¿dónde queda lo subjetivo, lo íntimo, lo personal? “rogeriano” es relativo a las teorías del psiquiatra norteamericano Carl Rogers(1902-1987), quien habla en sus libros del proceso de convertirse en persona, quien centra el proceso de la psicoterapia en el paciente.

Siempre aquella autocracia, último recodo del socialismo autoritario en el mundo, pues este se derrumbó plenamente en 1989, tuvo una actitud negativa en contra de una sexualidad libremente vivida.

Alegato en contra de aquel universo represivo, hecho por los llamados “segurosos” comunistas cubanos, “los poderosos agentes de la Seguridad del Estado”(p.43).

Son todos ellos, como siempre han sido los dirigentes de los estados del socialismo autoritario, gente represiva.

Pero ante esto hallamos el pensamiento del policía que persigue a Nuria:” “Ser engañado por la esposa no envilece a nadie, salvo a la adúltera…Pero solo si el agraviado iterrumpe inmediatamente el vinculo que los une”(p.9). Por ello le dice a su esposo, el coronel cubano, hacia el final: “No, Arturo, no es tan fácil.